Los cruceros de lujo sucumben a Barcelona

Aunque los megacruceros suelen ser los más mediáticos, el desfile cotidiano en los muelles de Barcelona se nutre tanto de buques populares para 5.500 pasajeros, como de apenas un centenar de viajeros en el segmento de lujo. Son dos realidades distintas y con un efecto muy dispar para Barcelona o cualquier destino. Los primeros tienen un gran impacto económico a la par que turístico en los flujos de la ciudad, mientras que los segundos pasan casi desapercibidos en la jungla de visitantes, pero generan un consumo individual mucho más alto. El Port de Barcelona calcula que el 22% de sus escalas de este año serán de las categorías de lujo (con más de 58.000 viajeros previstos) o Premium (más de 252.000). 

Seguir leyendo….

Ir a la fuente
Author:

Powered by WPeMatico