Trapero dice que se ocupó de que saliese la comitiva del 20S y que ofreció una salida «segura» a la secretaria judicial

AGENCIAS

  • El mayor de los Mossos ha asegurado que se implicó «personalmente» y «más» en garantizar que la comisión judicial saliese de Economía el 20-S.
  • Trapero podía acogerse a su derecho a no comparecer, si bien ha decidido finalmente responder a todas las partes.
  • Sigue en directo el juicio del ‘procés’.

Trapero empieza a contestar a Vox en el juicio del 'procés'.

El mayor de los Mossos Josep Lluis Trapero ha asegurado que se implicó «personalmente» y «más» que en otro caso en garantizar que la comisión judicial saliese de la Conselleria de Economía el 20-S tras recibir una llamada del presidente del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña.

Trapero, acusado en la Audiencia Nacional de rebelión por la vertiente policial del «procés«, ha explicado en el juicio que celebra el Tribunal Supremo las llamadas que mantuvo aquel 20 de septiembre de 2017 con el exconseller del Interior Joaquim Forn, el expresidente de la ANC Jordi Sànchez, el presidente del TSJC, Jesús María Barrientos y el fiscal superior de Cataluña José María Romero de Tejada, ya fallecido, entre otros.

La de Barrientos fue una de las últimas llamadas que ha explicado el mayor y que «hacía referencia a garantizar» la salida de la comitiva judicial que estaba registrando el edificio y que salió de él pasada la medianoche debido a la concentración de personas.

«Él está viendo las imágenes y me dice: ‘Mayor, estoy preocupado por las imágenes que estamos viendo‘», ha señalado Trapero, que ha admitido que esa llamada le hizo implicarse «personalmente», incluso «más» de lo que lo hubiese hecho en otra concentración con características habituales.

El mayor también ha relatado que el exconseller Forn (acusado de rebelión en este juicio) le llamó por la mañana aquel día comunicándole que Sànchez se pondría en contacto con él «para intentar mediar» en relación a la concentración que ya se estaba aglutinando.

Después le llamó Sànchez, con quien mantuvo «unas cuantas llamadas», y a quien le pidió que desde la ANC ayudasen a hacer «un cordón de voluntarios», pero «con la idea» de que fuese un «cordón previo al que debía ser un cordón policial» por el que debían pasar los detenidos que debían entrar al registro de la Conselleria, algo que al final no se produjo.

El exjefe de los Mossos d’Esquadra Josep Lluís Trapero ha asegurado que propuso una salida «segura» a la comitiva judicial en el registro del 20S en el Departamento de Economía, mediante una «cápsula» de 20 agentes del servicio de escolta, separada de los manifestantes por un cordón de voluntarios.

A preguntas de la acusación popular, Trapero ha recalcado que si finalmente se planteó la salida de la secretaria por la azotea no es porque se considerara «que el cordón policial fuera inseguro», sino porque desmontó el pasillo de agentes ante la creencia de que el registro seguía en marcha.

La violencia el 20S alguna botella, algún empujón y los coches

El abogado de Vox, Javier Ortega Smith, ha preguntado a Trapero por los «hechos violentos» el 20S que ese día tuvo conocimiento del lanzamiento de alguna botella de agua a los mossos, «algún empujón» y «evidentemente» lo ocurrido con los coches de la Guardia Civil.

El mayor, que siguió la jornada desde el centro de coordinación (CECOR), ha indicado que fue informado del lanzamiento de una botella de agua a dos agentes de mediación de los mossos a los que confundieron con guardias civiles en las inmediaciones del teatro Coliseum.

También pudo apreciar desde la imagen tomada por el helicóptero que cuando los mossos montaron el cordón a través del que pretendían que saliera la comisión judicial, entre las 22 y las 22.30 horas, un grupo de personas, en la esquina de Gran Vía con la Rambla de Catalunya, se saltó el cordón de voluntarios y se puso delante de la Brigada Móvil (Brimo).

En ese momento se produjo «algún lanzamiento de alguna botella y algún empujón», ha admitido. Posteriormente, se contactó con los organizadores para que ayudaran a retirar a esas personas y así ocurrió.

«Y, evidentemente, lo de los coches«, ha añadido en la única mención que ha hecho en la primera parte de su testifical al destrozo de los vehículos de la Guardia Civil aparcados frente al edificio.

Trapero ha explicado también que al tener la percepción de que la comisión judicial seguía trabajando y que iba a tardar más -lo que ha admitido que pudo responder a un «malentendido»- se desmontó ese cordón, que constituía lo que ha definido como una salida «segura» para la comisión judicial.

Trapero acepta declarar, pese a estar procesado en la Audiencia

El exjefe de los Mossos d’Esquadra Josep Lluís Trapero ha comenzado a declarar en calidad de testigo en el juicio por el proceso independentista en Cataluña contestando a las preguntas de la acusación popular que ejerce Vox. Al estar acusado en la Audiencia Nacional por el delito de rebelión, el mayor podía acogerse a su derecho a no comparecer, si bien ha decidido finalmente responder a todas las partes.

Trapero ha llegado acompañado de su abogada, Olga Tubau, quien se ha sentado a su lado en la mesa dispuesta frente al tribunal para los testigos. Tubau ha querido dirigirse a los magistrados, pero el presidente de la sala, Manuel Marchena, le ha informado de sus limitaciones a la hora de asesorar a su cliente.

Así, Marchena le ha indicado que sólo podrá dirigirse al mayor sólo para recomendarle si contestar a las preguntas, pero no para asesorarle sobre el contenido de sus respuestas. «La sala verá con naturalidad tanto si responde como si decide no responder. Si responde, sólo podrá dirigirse a él para decirle ‘esta sí’ o ‘esta no'», ha explicado.

Ir a la fuente

Powered by WPeMatico